Caminos al Ser, un portal hacia la realización del Ser y la Paz Mundial
Frase del día
"El perdón es la fragancia que derrama la violeta en el talón que la pisó." Mark Twain
¿Estamos realmente ante niños fuertes y maduros?

(Por Nancy Erica Ortiz)

¿Estamos realmente ante niños fuertes y maduros?

Imagen: www.etapainfantil.com

Parece que se llevan el mundo por delante, tienen contestaciones que superan a su edad; resuelven y deciden, te dicen lo que quieren, incluso, lo exigen con argumentos que no puedes creer que hayan elaborado por su corta experiencia. Les cuesta escuchar una voz de autoridad, ceder, esperar. Se quieren vestir de otro modo y hacer cosas de más grandes.
Como padre, profesional, pedagogo o docente te sorprenden estas cualidades, incluso, algunos se muestran enorgullecidos por ellas “¡qué maduro que es!” “¿de dónde saco tal contestación?, parece de otra edad.”.

¿Qué nos queda si un niño de dos, cinco o nueve años se comporta con un adolescente? ¿Qué sucederá cuando realmente este atravesando crisis o situaciones de su real edad?
Si como adulto sientes que no puedes con un niño pequeño, ¿qué pasará en el paso del tiempo?
¿Qué puede esperar ese pequeño que tanto necesita sentirse cuidado por ti, cuando sea realmente grande y no haya podido construir la confianza en el cuidado de los adultos? ¿Debemos enorgullecernos de esto?

¿Realmente estamos ante niños maduros y fuertes?

Así como cuando una comida que se expone a alta temperatura en corto tiempo solo se cocina por fuera; así el aceleramiento cultural, el ritmo de vida actual, el exceso de tecnología al alcance de los niños, los límites poco claros, las respuestas dubitativas de los grandes, la poca contención o una errónea interpretación de ella; aparentemente ha madurado por fuera a los niños, manteniéndolos frágiles, incluso, débiles y vulnerables por dentro.

Ese niño superpoderoso parece no serlo tanto cuando ante un sencillo hecho, como tener que esperar o que algo no salga como él quiere, hace berrinche, se angustia, llora por no soportar la frustración de no tener algo o de que algo salga de otro modo; por no saber aceptar o adaptarse a un resultado o cambio…

Si realmente estuviéramos ante la madurez que creemos atestiguar, estos simples hechos no quebrantarían tan fácilmente su estado interno; podrían mantenerse en si mismos y superar el hecho con entereza o paciencia, pero no, a cambio en dichas situaciones el niño fuerte desaparece…

No… no son maduros los niños porque te contesten mal, te exijan como un “grande” o cuando son avasallantes con otros; tampoco lo son cuando no pueden responder con respeto, o cuando necesitan demostrar que no necesitan a nadie.
Parecen niños “maduros” y autosuficientes, sí, pero por dentro, más que estar fortalecidos están debilitados, inseguros y necesitados, más que nunca, de ti.

Si queremos niños maduros e independientes, si esto esperamos de la infancia, primero sepamos que no será posible. Un niño es inmaduro, frágil y necesitado de ti por naturaleza; sus procesos biológicos, todos sus sistemas físicos, emocionales y espirituales están desarrollándose.
Por ello, debemos aspirar a fortalecerlos, enriquecerlos y nutrirlos, en vez de precipitar lo que necesita tiempo…

¿Cómo hacemos esto?

¡Permitiendo que la infancia sea infancia!

~ Ayúdale a recuperar el placer por jugar como un niño de su edad; a ser un niño pequeño.
~ Pon pautas o reglas que lo ayuden a sentir que tu estas cuidándolo todo el tiempo.
~ Míralo, aunque parezca autosuficiente, míralo y felicítalo, pero no dejes de mirarlo, porque necesita que estés cerca.
~ Ayúdalo para que sepa escucharte, dejarse cuidar, dejarse guiar.
~ Enséñale a llorar con la seguridad que es cuidado, y que pronto podrá encontrar o reparar lo que ha sucedido. Enséñale a que hay medio vaso vacío, pero que también hay medio vaso lleno…
~ Ayúdalo a que sepa y pueda atravesar las distintas situaciones y adaptarse a los cambios.
~ Enséñale a aceptar, a dar, a ceder, a esperar, pero enséñaselo con el ejemplo diario, no hay otro camino. Enséñaselo porque tú lo sabes, y si no lo sabes, trabaja mucho interiormente para aprenderlo porque eso es lo que necesitan de ti.

Volvamos a recuperar lo que se ha perdido y se necesita más que nunca. Ayudemos al niño a ser niño, y al adulto a recuperar su rol de acompañante, guía y referente que tanto necesita la infancia de hoy.

Autora: Nancy Erica Ortiz
BioEducadora

Facilitadora del:
Curso a Distancia "Los Niños de Hoy" - Consultar fecha de inicio
Curso a Distancia: "Crisis, síntomas y manifestaciones de los Niños de Hoy" - Consultar fecha de inicio

Etiquetas: Adultos de hoy Autoridad saludable BioEducación Confianza Educación Familia Índigo y Cristal Inteligencia emocional Los niños de hoy Pedagogía Integral Sistema educativo Límites Nancy Erica Ortiz


Comentarios: (nota: se muestran primero los comentarios más recientes)
  1. Tania Muñoz Pavlov   19-10-2016 10:30hs - país: Chile
    me parece interesante la recuperación de roles fucnionales en pos de la infancia.
    Planteo la siguiente reflexión: "Para que una persona sea considerada adulta no es suficiente la edad que tenga. Es necesaria la estabilidad emocional y la capacidad para trabajar las habilidades en el acompañamiento de los niños y niñas. y HOY por HOY EL ADULTO presenta mas situaciones inconclusas, que su actuar dista de ser la un adulto"
    "Será necesario entonces entregar herramientas al llamado ADULTO DE HOY para que su actuar sea el del verdadero acompañante y guía para lo niños y niñas del mañana". Saludos. Tammy
¿Quieres ingresar un comentario acerca del artículo?
¿Ya tienes una cuenta en Caminos al Ser? Iniciar sesión.

| Volver a Home |


Tatiana Martínez de Jaspe
Terapias de Liberación Emocional, Bioenergía, Limpieza Energética de Lugares, Sanación de Chakras, Flores de Bach, Biomagnetismo...  ver más

Gabriela Mara Segui
Registros Akáshicos, Consultoría Psicológica...  ver más

Tabatha Emo
Thetahealing...  ver más

Lelia Bassarsky y Gabriel Fauci
Biodanza, Reiki Usui, Masajes, Masaje a 4 Manos...  ver más

Silvia Belliard
Meditación, Terapias Florales, Reiki Usui, Símbolos de Luz, Aromaterapia, Radiestesia...  ver más

Mariel Fosco y Ricardo Luparello
Eneagrama...  ver más

Estación de Luz
Meditación...  ver más

Natacha Echeveste
Meditación, Registros Akáshicos, Reiki, Gemoterapia - Cristales, Yoga, Cuencos de Cristal, Fotografía Kirlian, Cuencos Tibetanos, Fitoterapia...  ver más

Graciela Silvia Piano
Registros Akáshicos, Terapia Vibracional, Memoria Celular, Sanación Reconectiva®, Cuencos Tibetanos...  ver más

Clara Ramos
Registros Akáshicos, Chamanismo, Canalización, Reiki Usui, Tarot Evolutivo, Diksha, Formación de Lectores de Tarot Evolutivo, Formación de Lectores Registros Akáshicos, Reiki Arcangélico...  ver más

Más anunciantes:
Directorio de Profesionales y Facilitadores
Cursos a Distancia y Otros Servicios a Distancia
Talleres, Viajes y Eventos

Curso a Distancia 'Camino Espiritual Integrado'
Curso a Distancia 'Los Niños de Hoy' - Enfoque Integral hacia los Niños de Hoy
Tamara Spivak - La Reconexión® - Sanación Reconectiva - Dr. Eric Pearl - Bienestar más allá de lo que hayas Leido, Pensado, Soñado
Lic. Beatriz Aguilar - Curso Intensivo de Memoria Celular
Curso de Aprendizaje de Meditación de la Conciencia Pura
Nuevagaia - Portal para el Despertar de la Conciencia

Si Ud. es Facilitador de Registros Akáshicos de E.L.A.L.R.A ingrese al sitio oficial de Escuela Latino Americana de Lectores de Registros Akáshicos y regístrese en el Directorio de Consultores
Tatiana Martínez de Jaspe - Terapeuta Holística Integral
Mikaire.org
Últimos comentarios en todos los artículos
ver todos

Gladys Cañellas hizo un comentario en "Experiencia Cercana a la Muerte de Katherine L" ver
Roxana Jimena Alvarez hizo un comentario en "Los Niños Cristal o la energía Cristal de los Niños" ver
Guillermo Layza Urtecho hizo un comentario en "¿Es esto realmente lo que Dios quiere? - Por Neale Donald Walsch" ver
Guillermo Layza Urtecho hizo un comentario en "¿Es esto realmente lo que Dios quiere? - Por Neale Donald Walsch" ver
Sebastián Alberoni hizo un comentario en "Adolescentes y Jóvenes Índigo: la Crisis Existencial y su Efecto sobre la Familia" ver